Internacional

Hezbolá pide a Aoun y Hariri que hagan “concesiones” para lograr formar un Gobierno en Líbano

Hezbolá pide a Aoun y Hariri que hagan "concesiones" para lograr formar un Gobierno en Líbano

MADRID, 18 Jun. (EUROPA PRESS) –

El partido-milicia chií libanés Hezbolá ha reclamado al presidente y al primer ministro encargado del país, Michel Aoun y Saad Hariri, respectivamente, que hagan “concesiones” para lograr formar un Gobierno en el país, sumido en una grave crisis económica y ante el ahondamiento de la crisis política por los recientes cruces de acusaciones por la falta de avances.

El vicesecretario general del grupo, Naim Qasem, ha incidido en que una formación “rápida” del Ejecutivo es “el primer paso” de cara a hacer frente a la crisis económica y social, antes de agregar que la procrastinación en este tema es “completamente inaceptable”, según ha informado la cadena de televisión libanesa Al Manar.

Así, ha pedido “flexibilidad” para lograr una solución y ha subrayado que el país “merece algunos sacrificios”, al tiempo que ha puntualizado que anima a todas las partes implicadas a impulsar el proceso para lograr que los esfuerzos iniciados en octubre de 2020 por Hariri tienen éxito.

“Hezbolá está en posición de presionar y animar a lograr un acuerdo. ¿Qué más podemos hacer? No tenemos poderes constitucionales, pero somos una de las partes que busca unidad, consenso y cooperación”, ha argüido, tal y como ha recogido el diario libanés ‘The Daily Star’.

Qasem ha resaltado que Hezbolá –aliado de Aoun– “seguirá participando en iniciativas positivas”, entre ellas la presentada recientemente por el presidente del Parlamento, Nabih Berri, quien es además líder del partido chií AMAL, para intentar destrabar el proceso de conversaciones.

“Nunca debemos bloquear la carretera o impedir contactos y reuniones entre los dos líderes –en referencia a Aoun y Hariri–, dado que esa es la solución real”, ha explicado el ‘número dos’ de Hezbolá, quien ha incidido en que el grupo “trabaja con todos y con toda su fuerza” para garantizar los “intereses” de Líbano.

“Siempre apoyaremos un entendimiento entre los dos líderes y les pedimos que aceleren (la formación del Ejecutivo) porque el país no puede aguantar más (ante las crisis)”, ha dicho Qasem, en un momento en el que el país hace frente a una grave crisis económica que ha llevado a parte de la población a una situación de pobreza.

Las palabras de Qasem han llegado después de un duro cruce de acusaciones entre Berri y Aoun sobre la situación en las que el presidente del Parlamento ha criticado al presidente por su postura y por supuestamente excederse en sus competencias, llegando incluso a violar la Constitución.

GRAVE CRISIS ECONÓMICA

Naciones Unidas alertó el lunes de que alrededor de 1,9 millones de personas –1,5 millones de libaneses y 400.000 migrantes– necesitan ayuda en Líbano a causa de la grave crisis económica que atraviesa el país y destacó que es necesario recaudar 300 millones de dólares (alrededor de 247 millones de euros) para financiar los programas de apoyo a los necesitados.

La situación económica ha empeorado en el país a causa de la pandemia de coronavirus y las explosiones registradas en agosto de 2020 en el puerto de la capital, Beirut, que dejaron más de 200 muertos y enormes daños materiales en el principal punto de importación de bienes del país.

Las explosiones y las posteriores protestas provocaron la dimisión del Gobierno de Hasán Diab, quien continúa en funciones ante la falta de un acuerdo para formar un nuevo Ejecutivo, un proceso marcado por las tensiones entre Aoun y Hariri, quienes han intercambiado duras acusaciones durante los últimos meses.

En este contexto, el Banco Mundial afirmó el 1 de junio que la crisis económica en Líbano es una de las peores registradas a nivel mundial desde mediados del siglo XIX, con una caída drástica de cerca del 40 por ciento de PIB per cápita desde 2018.

El organismo subrayó en un informe que “la crisis financiera y económica en Líbano es probablemente una de las diez peores, y posiblemente una de las tres peores, desde mediados del siglo XIX”, según una comparativa con las estudiadas en el periodo entre 1857 y 2013.

Deja un comentario